Páginas vistas en total

martes, 27 de diciembre de 2011

El camino de la ciencia

¿Qué es ciencia? ¿Cómo se hace la ciencia?¿Cómo llegar a ser científico? Estas tres preguntas merodean mi cabeza constantemente, aunque debo aceptar que llegaron de manera tardía a mi vida. La educación que recibí no fue precisamente con bases sólidas en las ciencias, producto de 12 años de mi educación básica en una escuela religiosa, dirigida por monjas. El camino hacia una carrera como futuro investigador ha sido más bien circunstancial, con dudas y satisfacciones como supongo que ocurre en cualquier profesión. Sin embargo, la ruta que persigue un aspirante a investigador en un país como México es complicada. Es por esto que quiero exponer algunas de las principales dificultades que enfrentamos los estudiantes de posgrado que (sobre)vivimos con una beca Conacyt.
Si de por sí ya son bajos los salarios en nuestro país, imaginemos los gastos que enfrenta un estudiante becario de provincia que decide trasladarse a la capital del país (de las ciudades más caras). Además de los gastos de manutención (fin de la beca), habrán personas que tienen que apoyar economicamente a la familia, como padres y/o hermanos, y en otros casos hay quienes ya tienen familia propia y tienen que hacer frente a los gastos que implica terner un hijo y mantener un hogar. No olvidemos que la única "prestación" con la que contamos es con el servicio de ISSSTE, no hay aguinaldo, no hay acceso a créditos como de vivienda u otros. Por otra parte, el estudiante promedio que ha culminado un programa de doctorado tiene 30 años y se enfrenta al dilema de optar por un posdoctorado, o buscar un espacio laboral en las pocas instituciones dedicadas a la ciencia y a la tecnología. Aquí es importante destacar que a pesar de haber egresado con un doctorado, el estudiante no cuenta con experiencia laboral, por lo que su contratación en la industria o en la docencia puede ser difícil.Quiero mencionar que no todo es camino es oscuro, ya que existen grandes oportunidades para formarse no sólo con destacados investigadores de nuestro país, sino también en el extranjero. También está la oportunidad para publicar el trabajo realizado, de asistir a congresos y cursos etc.
Aunque aún no tengo las respuestas claras y concisas a las preguntas planteadas al inicio de este texto, creo que cuando uno tiene la firme intención de llegar a hacer una carrera dentro de la ciencia, las podrá responder tarde o temprano. A final de cuentas lo que buscamos son respuestas, parte de este maravilloso proceso es hacerse preguntas todo el tiempo y no cejar hasta alcanzar las respuestas que queremos.





No hay comentarios:

Publicar un comentario